• URGE EMPRENDER LA DEFENSA DE LOS MEXICANOS Y SUS DESCENDIENTES EN ESTADOS UNIDOS Y ATENDER LAS NECESIDADES DE LOS REPATRIADOS

  • LAS ORGANIZACIONES SOCIALES QUE NOS HEMOS MOVILIZADO POR LA DEFENSA DE LOS MEXICANOS, EXIGIMOS QUE PEÑA CORRIJA SU POLÍTICA ECONÓMICA Y NO SIGA ENTREGANDO LA SOBERANÍA

  • DEBE PONER EN MARCHA ESTRATEGIAS PARA FORTALECER A PEMEX Y A CFE, A LOS PEQUEÑOS Y MEDIANOS PRODUCTORES AGROPECUARIOS E INDUSTRIALES

  • NO ACEPTAMOS QUE UTILICEN COMO CARTA DE NEGOCIACIÓN AL SECTOR AGROPECUARIO Y AL ENERGÉTICO O LA ENTREGA DE TERRITORIO Y PLAYAS. ¡BASTA DE TRAICIONES!

  • PEÑA DEBE RESPONDER A LOS INTERESES DE LOS MEXICANOS Y NO DE MINORÍAS DE EMPRESARIOS Y FUNCIONARIOS CORRUPTOS         

En los últimos días los integrantes de El Barzón, nos hemos manifestado ante la representación de Estados Unidos en México, para denunciar y rechazar las expresiones del presidente Donald Trump, contra México y los mexicanos; por la solidaridad con los mexicanos y sus descendientes que viven en Estados Unidos, y de repudio a la corrupción e incapacidad del gobierno de México, para aprovechar productivamente en beneficio de los migrantes y del país, las remesas y los recursos estratégicos del país.

Por la convivencia pacífica y el respeto de los derechos humanos

Es inaceptable que el presidente del país vecino, con el que compartimos 3,180 kilómetros de frontera y con el que se ha buscado tener una relación de respeto y amistad, se refiera a nuestros paisanos en Estados Unidos y a los mexicanos en general, de manera despectiva y discriminatoria, creando un ambiente persecutorio y de violencia racial, que no debe continuar.

 

En el caso de los mexicanos y descendientes de mexicanos en Estados Unidos, muchos de ellos ahora ciudadanos estadounidenses, deben tener derechos idénticos a los de otros migrantes que han contribuido con su trabajo y esfuerzo a construir esa nación. Deben reconocerse y respetarse plenamente sus derechos humanos y ciudadanos.

Desde aquí les hemos expresado nuestra total solidaridad y disposición para obligar al gobierno de México a desarrollar una férrea defensa de los derechos de los mexicanos y descendientes de mexicanos.

Hacemos un llamado a la mayoría de los ciudadanos estadounidenses que han demostrado una gran decisión en defensa de los derechos civiles y los derechos humanos, como Martín Luther King, César Chávez y millones más, a que continuemos en ese esfuerzo a los dos lados de la frontera, para evitar que se concreten las amenazas contra los mexicanos, los descendientes de mexicanos y otras nacionalidades. En general, los invitamos a unir esfuerzos con todos los pueblos del mundo, en defensa de la humanidad.

Por una política económica a favor de los mexicanos

Desafortunadamente, los gobiernos de México han sido incapaces de aprovechar la riqueza nacional para construir una economía que permita generar empleos dignos y suficientes para los mexicanos en nuestro propio territorio. Eso se ha agravado en los últimos sexenios, en los que se ha dejado de lado el interés de los mexicanos y, en un ambiente de corrupción y derroche, se ha puesto mayor atención en beneficiar a una minoría, abriendo las puertas a la inversión foránea en áreas estratégicas, renunciando a su obligación de administrar responsablemente los recursos del país en beneficio de los mexicanos.

De esa manera, los gobiernos mexicanos han creado las condiciones que obligan a millones de mexicanos a buscar en la migración no como una alternativa para el desarrollo personal, sino como la única opción para sobrevivir, marchando hacia la economía del norte, a pesar de los riesgos, la incertidumbre y el impacto familiar.

En cambio, las últimas administraciones del PRIAN se han beneficiado de un flujo de 25 mil millones de dólares cada año, que son utilizados para subsidiar importaciones que desplazan a los productores nacionales o para que unos cuantos extraigan dólares de México, para depositarlos en el exterior.

Hoy, el gobierno debe poner en marcha una respuesta efectiva para atender las necesidades de los mexicanos que sean repatriados, de sus familias, para que se reintegren al país, de manera incluyente, creativa, productiva. No más repatriados sin perspectivas.

Por la defensa de la soberanía mexicana, contra la traición del gobierno de Peña

Adicionalmente, el mensaje del nuevo presidente de Estados Unidos, que puso énfasis en su decisión de empoderar a Estados Unidos y a sus empresas, debe ser una señal de alarma contra las intenciones del gobierno mexicano de seguir licitando la riqueza nacional y partes del territorio a empresas privadas, que en este contexto pueden convertirse en instrumentos del gobierno estadounidense a favor de los intereses de su país.

El gobierno de Peña debe suspender de inmediato todas las acciones relacionadas con la licitación, asignación y contratos con empresas extranjeras para permitirles explotar los recursos petroleros y el mercado de hidrocarburos de México. También debe frenar la asignación de Zonas Económicas Especiales. Se debe impedir que por la corrupción y entreguismo de la presente administración se pongan en juego los recursos estratégicos y las condiciones de vida de los mexicanos. Peña y sus funcionarios caen en el delito de traición a la patria.

Se debe recuperar la fortaleza de PEMEX y CFE y ser muy firmes en la defensa de las pequeñas y medianas industrias y del campo mexicano, en la defensa de nuestra capacidad y derecho soberano de producir los alimentos que requiere nuestra población, para lo que se requiere recuperar la producción nacional de semillas y fertilizantes, maíz y frijol, con un compromiso real, de fortalecer la producción nacional agropecuaria. Las negociaciones con Estados Unidos deben basarse sólo en el beneficio mutuo y no, por la presión del gobierno de Trump, en la entrega de otras áreas determinantes para el desarrollo nacional. No más retrocesos para el país.

ATENTAMENTE

Alfonso Ramírez Cuéllar

Presidente Nacional de El Barzón