Siete habitantes de esta frontera, que pensaron que habían perdido la posibilidad de tener una vivienda porque se atrasaron con sus pagos y ya debían más que el valor de las casas, recibieron sus escrituras de manos de Vicenta Espinosa, dirigente estatal de El Barzón Baja California, quien admitió que hay otros mil 500 casos en trámite y al menos un millón de tijuanenses en problemas por crédito con sus propiedades.

Indicó que las personas beneficiadas pagaban 2 mil pesos al mes, y de pronto la deuda hizo que la cantidad se incrementará hasta 7 mil pesos, lo que era impagable, y se iniciaron procedimientos que en algunos casos se llevaron de dos a tres años con juicios que finalmente dieron como consecuencia que obtuvieran sus documentos, y lo celebraron desayunando con sus compañeros de penurias.

Lo primero que se hizo fue estudiar cada expediente, porque tienen sus particularidades, hubo una renegociación y el compromiso de la persona a ahorrar para poder pagar la cantidad fijada, indicó Espinoza, y se dio todo el procedimiento hasta llegar a la liberación de los documentos, que terminó este martes.

En Baja California hay 50 mil viviendas abandonadas a consecuencia de este mismo conflicto, porque los ciudadanos firmaron cláusulas engañosas y son víctimas de abogados que los explotan y les quitan lo poco que les queda con un procedimiento de esta naturaleza, y añadió que pretenden que nadie se quede sin asesoría legal, y es por ello que quienes confían en ellos, viven este proceso.

En lo que va de este 2015 ya se liberaron quince expedientes, precisó, y en total son mil 500 expedientes en Tijuana, 20 en Ensenada y 70 en Mexicali; que ya trabajan en este tema, explicó, pero podrían ser muchos más, lo que sucede es que la gente no confía ya en nadie y parte de esta desconfianza hace que no se acerquen ante una posibilidad de poder pagar su casa y tener la propiedad de ella.

Les han quitado en forma descarada lo poco que tienen, y si les aclaramos desde un principio que del dinero que ya entregaron, no les vamos a regresar nada, porque eso ya no va a pasar, y agregó que en dos casos personas perdieron sus viviendas porque el procedimiento fue amañado y llegaron con El Barzón demasiado tarde.

Hasta ahorita no hemos perdido ningún caso y vamos recuperando viviendas, y ojalá que más ciudadanos se acerquen en el entendido de que ellos tienen que ahorrar para poder pagar, pero lo más importante es que nos comprometemos a entregarles las escrituras de sus viviendas, y en esta ocasión los siete beneficiados fueron: Eduardo Angulo López, que debía 620 mil pesos y pagó 88 mil pesos, y es un pensionado con discapacidad.

Alejandro Nieves Contreras, que debía 496 mil y pagó 80 mil; Nereida López Galaviz, que adeudaba 320 mil pesos y pagó 70 mil; Salvador Luna Apris, que debía 420 mil y pagó 80 mil; José Carlos Ramírez Rodríguez, con un adeudo de 420 mil y pagó 100 mil pesos, y Mario Meza Gómez, que adeudaba que debía 700 mil pesos y pagó 150 mil pesos.

Lo que hacemos es reestructurar el capital y lograr acuerdos ventajosos para los ciudadanos, que sí pagan pero cantidades menores, lo que hace posible una solución a sus problemas sobre el patrimonio de sus vidas, indicó.

Fuente original: El Sol de Tijuana